Blog
Entérate de todo

Volver al blog

Protección Solar

Protección Solar: La Mejor Defensa contra el Envejecimiento Prematuro

14-May-24 - Estética

¿Sabíais que uno de los principales causantes del envejecimiento prematuro de la piel es el sol? 

En este blog os quiero hablar sobre la importancia de la protección solar para evitar el envejecimiento prematuro y otras enfermedades relacionadas, así como sobre qué hacer cuando el sol ya ha hecho efecto en nuestra piel. 

¿Qué relación hay entre el envejecimiento prematuro de la piel y la protección solar?

Cuando estamos en contacto directo con el sol, los rayos ultravioleta (UV) pueden dañar el ADN de las células de nuestra piel. Esto provoca la disminución en la producción de colágeno y elastina, lo que lleva a la aparición de arrugas, manchas solares, pérdida de elasticidad y otros signos visibles de envejecimiento.

El uso regular de cremas de protección solar es una de las formas más efectivas de prevenir el envejecimiento prematuro de la piel.

Los protectores solares están diseñados para filtrar o bloquear los rayos UV. Al reducir la cantidad de radiación UV que llega a la piel, estos nos ayudan a prevenir la formación de arrugas, manchas solares y otros signos de envejecimiento prematuro.

¿Qué efectos puede provocar la falta de protección solar en la piel?

Uno de los efectos más conocidos de la exposición solar sin protección son las quemaduras solares. Estas, dependiendo de su gravedad pueden provocar enrojecimiento, inflamación, ampollas e incluso descamación de la piel. 

Otro efecto producido por el sol es la aparición de manchas oscuras en la piel, conocidas como manchas solares o hiperpigmentación. Estas manchas pueden ser difíciles de tratar y pueden persistir durante mucho tiempo si no se toman medidas preventivas.

Por otro lado, la exposición crónica al sol sin protección aumenta el riesgo de desarrollar cáncer de piel, incluido el melanoma. 

¿Cómo se tiene que aplicar el protector solar para que sea efectivo?

Lo primero que hay que saber es que no todos los factores de protección son válidos. Es importante contar con un protector solar de amplio espectro con un factor de protección solar (FPS) de al menos 30. 

A la hora de la aplicación, hay que tener en cuenta que la cantidad importa. Lo que yo recomiendo es usar al menos una cantidad de protector solar equivalente a una cucharadita para cubrir la cara y el cuello, y al menos una cantidad equivalente a aproximadamente dos cucharadas para cubrir todo el cuerpo.

El tiempo de aplicación también es un aspecto a tener en cuenta. Es importante aplicar el protector solar al menos 15 minutos antes de exponerte al sol para que pueda absorberse.

Por último, quiero recordar que una aplicación no es suficiente si vais a pasar tiempo en la playa o en el exterior. Es necesario volver a aplicar el protector solar cada dos horas. Incluso los protectores solares resistentes al agua pueden perder eficacia con el tiempo y con la actividad. 

¿Qué puedo hacer si los efectos del sol ya están presentes en mi piel? 

Las manchas solares son uno de los signos más comunes de la exposición al sol. Como ya os conté en mi blog anterior, uno de los mejores tratamientos y de los más efectivos para eliminarlas es el láser Harmony XL. 

El calor que enfocamos hacia las manchas solares nos ayuda a estimular la producción de colágeno y a eliminar el pigmento oscuro de nuestra piel. 

Otro tratamiento efectivo contra las manchas solares más suaves es el peeling químico. Con él, lo que conseguimos es eliminar la capa más superficial de la piel, renovándola y dejándola más lisa y uniforme. 

Como podéis ver, la protección solar es imprescindible para tener una piel sana y evitar efectos como el envejecimiento prematuro, las quemaduras e incluso el melasma. 

 

Medicina Estética puede ayudarte, consúltame

Pide tu cita gratis

Contacto comercial:
Manuel Rodríguez
M 625677237
manuel.rodriguez@pilarrocalucas.com

💬 Pide tu cita gratuita